Espectacular Cierre De Año Con La Música de Miguel Zenón

/

El pasado miércoles 27 de diciembre la sala René Márquez del Centro de Bellas Artes se llenó casi en su totalidad para disfrutar de un banquete musical a cargo de una de las figuras más importantes en la escena del jazz internacional, el boricua Miguel Zenón.

Los asistentes pudieron disfrutar de la maestría del saxofonista alto en un concierto a beneficio de la restauración del teatro Paradise en Río Piedras.

Miguel Zenón donó su arte para esta presentación que fue posible gracias a Ricardo Cobián y el Fideicomiso para el Desarrollo de Río Piedras.

Para este evento, Zenón presentó una selección de composiciones de autores puertorriqueños. Desde el primer tema “Perdón” de Pedro Flores, Zenón impresionó al público con su virtuosismo y asombrosa fluidez en sus improvisaciones.

Miguel Zenón se adentra y explora las melodías del cancionero popular puertorriqueño en “Temes” de Tite Curet Alonso, “Perfume de Gardenias” y “Capullito de Alelí“ de Rafael Hernández, “Juguete” de Bobby Capó, “Amor” de Pedro Flores, y “Perdido” y “Caravan” de Juan Tizol.

Zenón fue acompañado magistralmente por los también boricuas Ricky Rodríguez en el contrabajo y Henry Cole en la batería. Rodríguez y Cole, ambos prestigiosos y respetados músicos a nivel internacional, tuvieron la oportunidad de mostrar su maestría en varios de los temas durante la noche. Cole es el baterista del cuarteto de Miguel Zenón, junto a Luis Perdomo en el piano y Hans Glawischnig en el bajo.

En más de una ocasión Zenón, Rodríguez y Cole recibieron ovaciones del público por sus asombrosas improvisaciones. Luego de una grandiosa interpretación del estándar “Caravan” de Juan Tizol, el trío regresó al escenario para finalizar con la elegante entrega del bolero “Como fue” del cubano Ernesto Duarte.

Espectacular cierre de año gracias al Fideicomiso para el Desarrollo de Río Piedras y a la música de Miguel Zenón.

Fotos por Félix Guayciba

Sobre el Fideicomiso

El Fideicomiso para el Desarrollo de Río Piedras se crea para apoyar la rehabilitación y el desarrollo económico de la Zona Especial de Planificación, según dispone la Ley Especial para la Rehabilitación de Río Piedras, Ley 75 de 5 de julio de 1995, según enmendada (en adelante Ley 75-1995). Su propósito es viabilizar el acceso a recursos y mecanismos para obtener y
rehabilitar terrenos y propiedades con fines residenciales, institucionales, comerciales, culturales o mixtos para beneficio de las comunidades.

Ante el deterioro que ha sufrido este espacio urbano de gran valor histórico, la labor del Fideicomiso es administrar y adquirir propiedades hacia el mejoramiento de las condiciones económicas, sociales, físicas, ambientales y culturales en Río Piedras, con especial atención a poblaciones de bajos ingresos e históricamente discriminadas.

Asimismo, el Fideicomiso tiene la función de contribuir a retener y aumentar la población residente con personas y familias de ingresos y edades diversas, en cumplimiento con la política pública establecida a fin de promover su desarrollo y rehabilitación.

Historia Anterior

The Icon: Una Torre De Lujo En El Condado

Próxima Historia

El Victoria and Albert Museum Presenta “Modernismo Tropical: Arquitectura e Independencia”

Recientes de Música