Los Músicos de la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico le piden la renuncia a Rosselló

en Arte por

El pasado sábado, 20 de julio, los Músicos de la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico (OSPR) emitieron un comunicado de prensa exigiendo la salida del gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, de su puesto como primer mandatario del país.

El comunicado recalca el «rechazo de las expresiones realizadas por el gobernador Ricardo Rosselló Nevares y su círculo cercano de trabajo en el chat de Telegram». También expresaron repudio por «la corrupción evidenciada en contra de nuestro pueblo». Ante la ingobernabilidad e incertidumbre del país y el sinnúmero de renuncias de directores de agencias del gobierno, queda sin resolverse los esfuerzos de la OSPR para evitar el recorte presupuestario recomendado por la Junta de Supervisión Fiscal que dejaría inoperante a la principal institución musical del país.

El pasado mes de mayo, los Músicos de la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico llevaron a cabo una protesta sonora frente al Capitolio para exigir que no se apruebe el recorte presupuestario sugerido por la Junta de Supervisión Fiscal que amenaza con desaparecer a la OSPR. En aquel momento, el presidente de la Cámara de Representantes, Johnny Méndez, así como el presidente de la Comisión de Educación, Arte y Cultura, Guillermo Miranda, se comprometieron en defender a la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico, evitando dicho recorte.

La crisis presupuestaria amenaza con eliminar la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico

La existencia de la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico ha sido amenazada ante un recorte presupuestario de $1.3 millones de dólares propuesto por la Junta de Supervisión Fiscal. Tal recorte dejaría a la Orquesta, fundada por Pablo Casals hace 60 años, completamente inoperante. Según el periódico El Nuevo Día, un extenso grupo de entidades culturales alzaron su voz a favor de la permanencia de la Orquesta Sinfónica en una misiva firmada por el Teatro de la Ópera Coral Filarmónica de San Juan, Ópera Coquí, CulturArte de Puerto Rico, Ópera de Puerto Rico, Fundación Puertorriqueña de Zarzuela y Opereta, The Metropolitan Opera Auditions District of Puerto Rico, Ballets de San Juan, Ponce Lírico y el Coro de Niños de San Juan. 

«Nosotros expresamos nuestro apoyo incondicional a la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico. Apelamos a la Junta de Control Fiscal, a la Legislatura y al Gobernador de Puerto Rico por garantizar la permanencia de nuestra Orquesta. La Orquesta Sinfónica de Puerto Rico ha provisto la banda sonora de nuestra Isla por los pasados sesenta y un años. No podemos permitir su silencio», se indica en la misiva, donde también se destaca la importante labor que lleva a cabo nuestra principal orquesta, incluyendo los conciertos de temporadas, los especiales y los educativos, además, de su importante labor social y compromiso con la educación del público a través de sus distintas iniciativas, incluyendo el prestigioso Festival Casals. 

«Nuestra Orquesta es motivo de orgullo y fuente de beneficio cultural inmesurable. Su presencia local ha sido fuente de inspiración para fomentar el gozo de la música y para la formación de profesionales que hoy ocupan sillas en orquestas a lo largo y ancho de nuestro planeta. En sus viajes, ha sido estandarte idóneo de nuestra cultura. Y cómo olvidar su aportación al proceso de sanación social, espiritual y cultural tras el paso del huracán María, con su serie de conciertos a través de la Isla», indica la carta que fue firmada por todas las entidades quienes comparten con la orquesta «el quehacer de la música, lenguaje universal sin límites ni barreras».

En aquel momento, el director ejecutivo de la Corporación de las Artes Musicales (CAM), Carlos Ruiz Cortés, aseguró a El Nuevo Día que se encuentra trabajando con el entonces secretario de Hacienda, Raúl Maldonado; para que no se le reste presupuesto a la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico (OSPR). El gobernador Ricardo Rosselló le solicitó destituyó a Raúl Maldonado el pasado 24 de junio luego de que este denunciara una supuesta “mafia institucional de muchos años” en esta agencia, según reportó Telemundo

«Este año, mientras se trabajó para un incremento presupuestario para el Instituto de Cultura Puertorriqueña (ICP),en relación a años anteriores, con dos millones que se nos asignará, la JSF, de otra parte sugiere que se le quiten cerca de $1.3 millones a la OSPR. Estamos en conversaciones con el secretario de Hacienda, Raúl Maldonado, para mitigar este profundo daño. Esa decisión significa quitar más de un millón directamente a la nómina. El plan es ahorrar, pero a su vez, confeccionar una nueva temporada que absorba, trabaje y produzca más economía para nosotros, y traduzca en un mayor disfrute para el pueblo. La Orquesta Sinfónica de Puerto Rico es un Proyecto de país que no debe paralizarse ni estancarse de ninguna manera», sostuvo Ruiz Cortés.

Para lograr parte del ahorro, moverá la operación de la OSPR a la Sala Sinfónica Pablo Casals, traslado que asegura representa un ahorro de más de $200 mil.

Hace un mes, el director del Instituto de Cultura Puertorriqueña (ICP), Carlos Ruiz Cortés, se mostró esperanzado en que la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) avale el presupuesto recomendado por el Ejecutivo, el cual le inyectaría $2 millones a la principal agencia cultural del país, según reportó el diario El Nuevo Día.

Pro Arte Musical presentó un Manifiesto en apoyo a la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico

A este reclamo se unió Pro Arte Musical con un Manifiesto en apoyo a nuestra Orquesta Sinfónica publicado el pasado 13 de junio. 

«Desde su fundación en 1958, por el maestro Pablo Casals, su misión fue educar y formar a un público con respecto a ese lenguaje universal que es la música. Desde ese entonces, la principal orquesta del país, ha mantenido ese compromiso inalterado, cumpliendo unavitalfunción cultural, económica y social.

A ella la sostiene un ecosistema amplio de músicos, compositores, educadores musicales, profesores, estudiantes, universidades, teatreros, productores, técnicos, hoteles, restaurantes y otros sectores que se nutren de la actividad cultural y económica que la orquesta genera. La Orquesta Sinfónica, el Festival Casals y el Conservatorio de Música son las tres instituciones nacionales que reflejan -en su afán diario y en su misión misma- la difusión y preservación de la historia musical de Puerto Rico», expresa el documento. «Nunca olvidaremos la manera generosa  y desprendida en que los músicos de nuestra Orquesta Sinfónica celebraron los 60 años de fundación d la orquesta, viajando por plazas públicas y espacios comunitarios, llevando alegría, sanidad y esperanza después de los destrozos que nos dejó el huracán María».

A lo que añade, «Precisamente, Pro Arte Musical se fundó hace más de 86 años, para contribuir a la creación de un proyecto sinfónico sostenible y a largo plazo, que diera trabajo a músicos y compositores puertorriqueños en la época de entreguerras (1932). 87 años después, el mismo compromiso nos mueve. Por ello, exigimos a la Junta de Control Fiscal y a los organismos y funcionarios gubernamentales a cargo del presupuesto del país, que procuren la permanencia de estas instituciones culturales, que nos enorgullecen como país y que son patrimonio del pueblo de Puerto Rico. ¡Protejamos nuestra Orquesta Sinfónica!».